martes, 3 de enero de 2017

Ruta Costera II. Planeta Torremolinos

Y seguimos con esta rutita tan mona ella.


TORREMOLINOS



Si el planeta Duna era el planeta donde "la gente se lo pasa guay en la playa" (sic), Torremolinos es donde "la gente se lo pasa guay en los hoteles".

El planeta está cubierto de hoteles que ofrecen todo tipo de servicios para aquel que pueda pagarlo. Hoteles de pádel con tiendas, gimnasios, pistas, bares... Hoteles de SPA (sanus per aquam) con multitud de hidromasajes, jacuzzis, bares... Hoteles hospital, en los que poder hacerse desde unos "pequeños arreglillos", hasta reconstrucciones faciales totales, instalaciones de prótesis, bares... Dentro de los hoteles hospitales hay uno muy famoso en los que recalan todos aquellos que han ido al planeta Duna y vienen con quemaduras de primer a tercer grado.

Dependiendo de lo que busques, tendrás que ir a un sitio u otro de Torremolinos: por ejemplo, si quieres un hotel en la montaña, los principales macizos montañosos están regados de hoteles para poder esquiar, patinar, hacer snowboard, bares... Si quieres pasártelo bien con los niños, hay multitud de hoteles en parque de atracciones como el Conejo Park o el Ratón Park, donde podrás encontrar atracciones como norias, montañas rusas, rápidos y bares (para los padres).

Uno de los hoteles más famosos de Torremolinos es el hotel Aquapark. En él, los huéspedes para bajar, deben hacerlo por un tubo de agua, lo que llaman "una bajada rápida". Eso sí, las subidas la hacen por la escalera. Todo en Aquapark tiene que ver con el líquido elemento. Las noches son amenizadas por un clon de un cantante famoso (dice él) llamado Camilo 345º que canta y baila sobre chorros de agua de colores. En verano está muy bien, pero en invierno Camilo se congela hasta la siguiente primavera.

Por supuesto no podían faltar los hoteles con discotecas, pubs, bares... El más famoso es el Hotel '73, enclavado en Metrocapital de Torremolinos (lo que sería la capital del planeta), donde cualquier vicio por retorcido y podrido que sea puede ser satisfecho si tienes suficientes doblones para poder pagarlo.


Y llegamos a los hoteles casinos. En estos hoteles se puede jugar a las tragaperras, ruletas, póker, bacarrá, siete y media...

Un planeta como Torremolinos es un imán para atraer a lo más granado de la galaxia y a lo más bajo de la misma. Han habido grandes robos en el planeta y la autoridades de la misma tienen un férreo control en el tráfico aéreo y espacial. Existe un cuerpo especial en el planeta llamado el SECONAE (servicio de control aéreo/espacial) llevado por la guadia civil. Con posterioridad otros planetas adoptaron este cuerpo para el control de su espacio aéreo.

Ideas de aventuras:

  • Los exploradores reciben un encargo para dar un golpe en Torremolinos. Tienen los planos, los contactos, los tiempos... Pero no contaban con el SECONAE.
  • Los lejías han terminado una dura misión en el confín de la galaxia y quieren pasárselo bien en Torremolinos. Comienzan en hoteles de estriptís, continúan con los casinos... Hasta que se despiertan al día siguiente y descubren que les faltan las armas y las armaduras. Deberán volver sobre sus pasos y recuperar todo lo perdido por cualquier medio, antes de que el sargento vuelva para recogerlos.
  • Un hotel está tomado por unos terroristas (independentistas, fanáticos, ludópatas...) y hacen unas peticiones desproporcionadas. Los lejías o exploradores tienen la misión de liberar el hotel. Según el dueño del mismo, la muerte del 33% de los no terroristas es aceptable. Si se juega como lejía, los terroristas deberán tener mejor armamento que si lo juegan son exploradores.